Entradas

, , ,

Nueva edición del Máster de Técnico en Ecocardiografía

Marta Álvarez Cacho

Hace pocos días que comenzó el plazo para la inscripción en el Máster de Técnico en ecocardiografía para el próximo curso 2016-17, una experiencia que años atrás para mí fue única y que animo a que realicéis.

 

Actualmente, las enfermedades cardíacas representan la primera causa de muerte no traumática en nuestro país. Nos encontramos con una población generalmente adulta, en la que encontramos todo tipo de patologías (enfermedad coronaria, HTA, cardiopatía isquémica, enfermedades sistémicas, cardiopatías congénitas, etc ) . Algunas de ellas genéticas y otra gran mayoría debida al tipo de vida y alimentación que llevamos.

La gran disponibilidad de equipos, su versatilidad de movimientos, y amplia gama de prestaciones sitúan a la ecocardiografía como el “método primario” para el estudio de pacientes con sospecha o diagnóstico de estas enfermedades.  Y en estas situaciones tiene un importante papel la figura del técnico en ecocardiografía.

 

La formación de técnicos en ecocardiografía, tal como se contempla en la actualidad, exige de una formación previa como técnico en radiología (Real Decreto 770/2014),  , y en opinión de las principales sociedades científicas dedicadas a este área (EAE, ASE, SEC), la complejidad de este procedimientos diagnósticos  exige formación teórica y entrenamiento continuados, sin los cuales las competencias y habilidades no pueden adquirirse ni mantenerse.

 

La Sociedad Española de Cardiología (SEC), la Asociación de Ecocardiografía de la Sociedad Interamericana de Cardiología (ECOSIAC) y la Universidad Complutense de Madrid (UCM) organizan anualmente el Máster de Técnicos en Ecocardiografía (Sonocardiografistas). Se trata de un programa de formación diseñado para aprender desde cero los conocimientos y habilidades necesarios para realizar ecocardiogramas que, posteriormente van a ser interpretados por un cardiólogo experto en imagen cardiaca. El alumno dispone de una serie de clases teóricas y una formación práctica presencial en los principales laboratorios de imagen cardiaca del país.

 

En las primeras ediciones toda la carga lectiva teórica se realizaba de manera presencial, casi todos los compañeros residíamos en Madrid, pero algunos venían de otras localizaciones como Vitoria, Barcelona, Toledo, con los que intercambiamos vivencias, anécdotas, métodos de trabajo… Fue un año muy intenso de estudio, pero todo esfuerzo tiene su recompensa.

 

La mayoría de las clases teóricas las recibimos en la Universidad Complutense de Madrid, quien nos facilitó a través de su Laboratorio de Anatomía Patológica, muestras para una mejor comprensión de la anatomo-fisiopatología del corazón.

 

Foto anatomía corazón

Clase teórico-práctica de anatomía cardiaca en la Facultad de Medicina de la UCM.

 

Además, el Master nos propuso una práctica en la Fundación Nacional Centro de Investigaciones Cardiovasculares Carlos III (CNIC), donde conocimos las prácticas en investigación animal, nuevos estudios que se estaban realizando y parte de los objetivos de esas investigaciones. En ese taller pudimos tomar algunos planos ecocardiográficos en ratones.

 

Foto ratones

Clase teórico práctica en CNIC

 

Para que esta formación pueda llegar a más profesionales, se ha diseñado un modelo de formación teórica on-line que evita el continuo desplazamiento de los alumnos y permite compatibilizar el estudio con la vida diaria y otras actividades.

 

A la hora de realizar las prácticas, la organización del Máster cuenta con un gran número de centros colaboradores en diferentes ciudades de España y en otros territorios hispanoamericanos.

 

Se realizan, normalmente, dos rotaciones. En mi caso, mi primera rotación fue en el Instituto Cardiológico de La Universidad Complutense de Madrid. Lo recuerdo con cariño ya que fue mi primera toma de contacto con la ecocardiografía y desde el primer momento, todo el personal desde los médicos hasta la secretaria, se volcaron con los técnicos que por allí pasamos. Fue una rotación breve ya que, debido a la crisis, sufrió su cierre por aquel entonces. Por lo que mi segunda rotación llegó antes de tiempo y fue en el Hospital Universitario La Paz, el cual, en su laboratorio de Imagen Cardiaca ya contaba con técnicos. Allí, puedo decir que crecí como técnico. Es un Hospital muy grande, con un listado muy amplio de pacientes y tuve la gran suerte de formarme con un equipo de profesionales ejemplar, que con paciencia y dedicación me enseñaron a desarrollar mis propios métodos de trabajo.

 

Ahora tienes la oportunidad de formarte en esta técnica, completa los trámites iniciales  y solicita tu plaza para realizar el Máster. El plazo de presentación de documentación es el 10 de julio de 2016.

 

En este caso es mi experiencia, pero podría ser la de cualquiera de vosotros. Espero que os haya servido de ayuda y si os animáis a inscribiros, después nos contéis la vuestra.

 

“Donde quiera que vayas, deja que tu corazón te lleve” – Confucio

, , ,

Todos a por el Grado Universitario de Radiología

Laura Fernández Fernández

Han pasado ya varios días desde que nuestros alumnos universitarios medían sus fuerzas con los exámenes de fin de curso. Horas interminables de trabajo, estudio, cafeína en mano, momentos de agobio y de mal humor… para ser quienes desean ser profesionalmente. Ahora les toca el turno a nuestros alumnos internacionales más reivindicativos, los Técnicos de Radiología españoles que reciben su formación universitaria al otro lado de la frontera, en Coimbra (Portugal)

Estudiantes-coimbra 2016

 

Estudiantes españoles de “Licenciatura en Imagen médica y Radioterapia”

.

El déficit formativo de esta profesión no es un tema de antes de ayer, los técnicos llevan años pidiendo que su titulación esté al mismo nivel que la de sus compañeros en el resto de Europa.

Es bien conocido que los Técnicos de Radiología españoles son parte fundamental en la actividad asistencial de todos los servicios de radiología de la red sanitaria de este país. Su profesión evoluciona a un ritmo vertiginoso adaptándose como puede al ritmo de crecimiento tecnológico, dispone de una serie de competencias que van en aumento según su legislación (Real Decreto 770/2014),  y el gobierno español todavía les ofrece una enseñanza enclavada en la Formación Profesional de Rama Sanitaria.

Tanta inactividad e indiferencia política conducen la inquietud profesional hacia otro lado. Es en el Congreso Nacional de la Asociación Española de Técnicos en Radiología (AETR) en el año 2010 donde Graciano Paulo, Presidente de la European Federation of Radiographer Societies (EFRS) en ese momento, brinda la oportunidad de realizar el Grado de Radiología en la Escola Superior de Tecnologia da Saúde de Coimbra a un grupo de alumnos españoles, y surge entonces la primera promoción en nuestro país de Graduados en Radiología.

Como podrán imaginar, esto no es solamente una cuestión “personal” de posesión de un título universitario, o al menos así nosotros queremos entenderlo, se trata de la movilización de un colectivo para despertar a los ministerios y a la sociedad en favor de la formación que le corresponde. No es una locura de unos pocos, y prueba de ello es la sexta promoción de estudiantes que están a punto de comenzar.

Al mismo tiempo, para dar sostén a todo este esfuerzo y que no se quede en numerosos casos aislados, se crea la Sociedad Española de Graduados en Radiología (SEGRA). Esta entidad ha conseguido transmitir en diferentes ámbitos nuestra problemática educativa, y sigue avanzando con el apoyo de sociedades científicas nacionales e internacionales ( Noticias SEGRA) hacia el Grado de Radiología español.

Desde Ecografía Cardíaca también vamos a seguir apoyando esta iniciativa y divulgando su valor. Esperamos que el trabajo de esta aventura radiológica se traduzca próximamente en una buena noticia.